Leonel Durante López / Columna

Cartelera Política / Leonel Durante López

*Burócratas cierran el cerco contra la corrupción
*Rafael Ceballos realizaba turbios negocios en el ISSSTE
*Seudo lider sindical pretende paralizar la UNICACH

A excepción de su familia, sus lacayos colaboradores, entre los que se cuentan senadores, como Eduardo Ramírez y Sasil de León, y diputados federales y locales, en Chiapas a Manuel Velasco Coello no lo queremos ni como Senador ni como Gobernador, es un chapulín que no quiere dejar de saltar de un cargo a otro para llevarse todo el dinero público que pueda.
Regresó a Chiapas luego de torcer las leyes y tejer una constitución a modo, de ahí su logro que el Senado de la República le permitiera regresar a concluir su gestión como Gobernador y hacerle imposible la vida a los chiapanecos.
Solo son tres meses y la duda es ¿a qué regresa?, el odiado y repudiado Manuelito, según él, vuelve “a dar la cara” a los chiapanecos y a “propiciar una transición de gobierno exitosa”. Nos volvió a engañar.
Manuel Velasco Coello regresa a gobernar el estado de Chiapas en medio de reclamos y un descontento generalizado por su pésimo desempeño como mandatario estatal y por “manipular” la Ley para cumplir su capricho de cerrar su sexenio, regresa por los recursos que aún pueda obtener del erario, se calculan unos seis mil millones de pesos, dinero público pero que como gobernador cree que tiene derecho a llevárselos. 
La cuija maldita como le llama la sociedad civil al “Güero” Velasco ha sido indiferente a los problemas de la entidad, odia y desprecia a los chiapanecos, -entre más nos hunda mejor-, no obstante a que gracias al estado y a la pasividad de su población hoy es uno de los hombres más ricos de México.
La furia de los chiapanecos, además de tener su origen en las numerosas veces que Chiapas ha quedado a cargo de gobernadores interinos, provisionales o sustitutos, es en razón de que Velasco solamente regresa para satisfacer sus propios intereses y no los de Chiapas.
Uno de los logros que le debe dar vergüenza a Manuel Velasco es que al 8 de diciembre que deje el poder, habrá logrado dejar más del 77.1 por ciento de la población en Chiapas vive en situación de pobreza. Un 49 por ciento en pobreza moderada y 31.8 por ciento en pobreza extrema, es decir, al menos 4 millones 114 mil personas que viven en pobreza.
Hasta ahora se sabe que Velasco ni ha dado la cara ni podrá “propiciar una transición de gobierno exitosa”, pues una cosa si es cierta que logró unir a los chiapanecos en su contra, pues tiene al estado al borde del estallido social, conflictos por doquier, manifestaciones en su contra, intentos de linchamientos en varios municipios en donde hace acto de presencia y hoy los trabajadores de la burocracia en huelga para exigir el pago de diversos adeudos.
Los trabajadores se han unido y cada día acorralan más a Velasco para obligarlo a cumplir lo que por derecho le corresponde y esta vez no darán marcha atrás pues saben que hay dinero, Velasco no quiere pagar, pero tampoco le permitirán que sean robados por este miserable político.
Por ello, este jueves cientos de trabajadores burócratas se sumaron a la lucha que iniciaron el pasado lunes miles de empleados del estado –se calcula más de 20 mil-, más los que se acumulen, mismos que podrían ser beneficiados en caso de lograr sus demandas.
Cada día el repudio y rechazo crece entre los chiapanecos contra Velasco, por ello es que es casi seguro que les paguen a los trabajadores hasta la risa, pues no tiene otra salida, los burócratas tienen cercado al gobernador y para evitar que sigan cayendo sus bonos, tendrá que pagar lo que por derecho se merecen los sufridos empleados que de una u otra forma, los empobreció este gobierno.

El ex delegado del ISSSTE lucraba con negocios particulares

Aproximadamente por el mes de mayo las autoridades nacionales del ISSSTE fueron informados de la corrupción que imperaba en la delegación con sede en la capital del estado a cargo del titular, Rafael Ceballos Cancino.
Para el mes de agosto la situación era intolerante y explotó el problema, por lo que el 28 de ese mes el famoso “coyolito” fue despedido de manera vergonzosa, pues les cantaron sus verdades.
De esa forma quedó al descubierto sostenía el ex delegado Rafael Ceballos Cancino, con los dirigentes sindicales, quienes lo protegían a cambio de favores, como el tráfico de plazas, afectando así a los trabajadores de base.
El delegado por atender sus negocios propios en la institución se desentendió de su responsabilidad con los derechohabientes y con el hospital, particularmente con el Hospital del ISSSTE “Dr. Belisario Domínguez”, de esta ciudad, en donde según los informantes se cometieron una serie de injusticias y atentar en contra del propio Instituto de Seguridad Social al Servicio de los Trabajadores del Estado.
De ahí que los derechohabientes, exigieron al hoy ex delegado estatal de la dependencia, frenar los oscuros intereses de esos líderes que han creado anarquía y desestabilización en el interior del nosocomio.
Sin embargo, no solo esos actos de corrupción le fueron descubiertos, sino ya después de ser despedido, a Rafael Ceballos le salieron a relucir grandes negocios propios para lo cual utilizaba recursos de la institución de salud.
El abandono era total en todos los sentidos, es decir, la corrupción campeo durante su estancia, al grado que los turbios negocios que dejó, como empresas propias creadas como son la Empresa de seguridad ASIPEC y Promotora e Integración de Recursos Humanos en Chiapas propiedad del de ex delegado hoy reclama pagos por los servicios prestados, pero por falta de espacio, lo relataremos en la próxima entrega.

Carlos Farfán, el gran pillo de la UNICACH

Trabajadores del sindicato de personal administrativo de la Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas hicieron lanzaron un exhorto a sus compañeros para no caer en el juego sucio del seudo líder Carlos Farfán, porque solo buscar cotos de poder y beneficios propios.
Es sabido en el medio universitario que Farfán Martínez pretende emplazar a huelga a la UNICACH, pero otro grupo de trabajadores aseguran que sólo se trata de un pequeño grupo el que tiene mentalizada la idea.
Es la gente de Farfán, los que se reparten el pastel y los que, como lo han hecho siempre, quieren seguir obteniendo ganancias a base de chantajes.
Denuncian que Farfán no defiende a la base sindicalizada, sino a un grupúsculo que lo sigue a todas partes y le solapa sus abusos de poder, no obstante que es el futuro de los estudiantes unicachenses el que está en juego.
Ya hace algún tiempo se sabe que Carlos Farfán viene gestando un golpe a la comunidad universitaria, con un emplazamiento a huelga, sabiendo que eso afectaría la educación profesional de los alumnos.
Este en su afán de salir avante, vocifera que el grueso de sindicalizados lo respalda, lo que cual es falso.
Si se quiere ir a huelga sólo, con lo que pretende que las autoridades de rectoría caigan en sus provocaciones y cedan a sus chantajes.
Farfán ha hecho de la UNICACH un gran botín. Así lo hizo con el anterior rector. Por lo que exigirán a las actuales autoridades universitarias que no se preste a las componendas que busca Farfán Martínez.
Gracias a sus argucias Farfán ha obtenido grandes dividendos como el rancho que tiene, casas en Tonalá y Villaflores, es un vividor gracias a sus seguidores que también han recibido parte del botín.
Se dice que Farfán se inconformó cuando quisieron cambiar a su sobrino de adscripción, aún cuando es un flojonazo, pero no lo hace por los demás trabajadores.
Farfán pone de argumento la supuesta contratación de personal, pero entre las personas que señala hay empleados que llevan cuatro años laborando para la Universidad y que son de confianza, son personas que perderían su trabajo porque en esas plazas Carlos Farfán quiere meter a sus cómplices, familiares y compadres.
Por lo anterior, pidieron que las autoridades de conciliación y arbitraje pulsen la realidad que se vive en la Universidad. 
Esa realidad es que es un pillo el que trata de hacer escándalo engañando a la opinión pública", finalizaron los quejosos y calificaron a Farfán como "un corruptazo de primera".
Además dijeron que estarán atentos para que las autoridades universitarias no se presten a los chantajes de este seudo líder, ya que, el chantaje ha sido desde siempre su modus operandi.

Del Montón

En relación a los trabajadores, el diputado Emilio Salazar Farías afirmó que el derecho al trabajo es un derecho social, por lo que es necesario legislar a favor del respeto a los trabajadores, que en cada administración enfrentan la incertidumbre ante el despido masivo, sin antes mediar una análisis de sus competencias, capacidades y experiencia laboral. En tribuna Emilio Salazar resaltó que es necesario dejar en claro que los compromisos de campaña no se vuelvan canonjías, que ya no existan aviadores que tanto dan han hecho a la economía chiapaneca; no más corruptos, no más flojos; pero sí la ayuda a los más más capaces, para evitar la angustia que pasan cada tres años, matizó en su exhorto a los presidentes municipales de recién ingreso. Por lo anterior recomendó revisar la norma interna de la administración pública municipal. “Es obvio que quienes trabajan lo hacen por necesidad, más allá de promesas partidistas y compromisos electorales. Todos absolutamente, tenemos derecho al sustento y a cubrir las necesidades básicas de nuestra familia”. * * * Eso es todo por hoy, hasta el lunes próximo primero Dios con más de lo mismo.
leoneldurante@gmail.com

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook