Corrupción

TAPACHULA, CHIS A 2 DE MARZO (a3).- La Auditoria Superior de la Federación y el Órgano Superior de Fiscalización del Congreso del Estado auditen en forma inmediata la obra de la ignominia, del insulto y la ofensa llamada fuente atzacua, donde las manos de Manuel Velasco Coello y del inútil, torpe, mitómano y cleptómano Samuel Alexis Chacón Morales, están embarradas del estiércol de la corrupción.

Al respecto el abogado y líder social Cruz Alfredo Salinas Barcelot dijo que los más de 28 millones de pesos que mal se utilizaron para la construcción de esa pésima obra, se echaron a un saco roto que la salida estaba conectada a las cuentas bancarias de ese par de bandidos y ladrones, quienes deben ser llamados a cuentas en forma inmediata porque fue un cínico y descarado robo en contra de los tapachultecos.

Precisó que dicha obra de relumbrón no le sirvió nada y en estos momentos se encuentra convertida en un verdadero nido de zancudos portadores de diversas enfermedades.

Explicó que ese par de bandidos no solo se llevó los más de 28 millones de esa pésima obra, sino que arrasaron con infinidad de recursos propiedad de los tapachultecos, situación por la cual, son ampliamente repudiados en cuanto sacan la trompa para decir una sarta de torpezas y estupideces en forma pública.

Aseveró que los bandidos Manuel Velasco Coello y Samuel Alexis Chacón Morales, deben ser llamados a cuentas por todo el quebranto económico que dejaron en Tapachula.

Puntualizó que la fuente atzacua es la obra con la cual ambos sujetos de marras se burlaron y ofendieron a todo un pueblo, situación por la cual las instituciones de justicia, los deben sentar en el banquillo de los acusados.   (Por Lamberto Salud/a3)