Ruperto Portela Alvarado / Columna

Í N D I C E . . . / Ruperto Portela Alvarado
AMLO, EN LA LOCURA O LO MEDIÁTICO.
+ Yo creí que solo era una estrategia…
+Un Presidente enemigo de México…
+ Iluminado destructor de la economía…
+ ¿Para qué quiso ser Presidente?...


LOS BONOS QUE EL MESÍAS PRESUMÍA…

 Las máximas son del todo sabias. Aquello de que el “poder a los tontos los apendeja y a los inteligentes los enloquece” no está fuera del cuadro psíquico-psiquiátrico del Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR. Ya lo veo que raya en la locura y el autoritarismo que caracteriza a los que no están preparados para ejercer el poder y/o gobernar.
No es lo mismo ser un incitador de masas o “luchador social” con argumentos tomados del error y las triquiñuelas de los otros, que cumplir la ley, como los designios del destino que al tabasqueño lo llevó a la Presidencia de la República. Solamente bastaron dieciséis meses de gobierno “Pejemorenista”, para darnos cuenta quien es ANDRÉS MANUEL; un hombre que se cree “iluminado”, mandado por la “Divina Providencia” a gobernar este país con la “Palabra de Dios” y la Biblia en la mano.
Lleno de garrafales errores, el “Pastor” sigue arengando a sus feligreses que poco a poco se le están saliendo del redil. Ha sido un genio de la información mediática y pone la agenda diaria en los medios de comunicación y los analistas nacionales. No se le puede negar que es un líder sin parangón en la historia de México. Quizá lo rebasa la vida y obra de don FIDEL VELÁZQUEZ SÁNCHEZ o el legendario dirigente de pensamiento progresista y de izquierda, don VICENTE LOMBARDO TOLEDANO.
Yo siempre creí que “las mañaneras” como les llaman a las conferencias de prensa del Presidente AMLO, eran parte de una estrategia mediática para absorber los espacios publicitarios y noticiosos de los medios de comunicación. Y dicho bien, lo ha logrado, hasta llevar al cansancio con sus peroratas a sus fieles feligreses que poco a poco le están dando la espalda. Aquellos 80% de aceptación a su persona, formas de gobernar y decir sus ideas con que inició el 1 de diciembre de 2018, ha caído hasta 47% y siguen a la baja su percepción de buen gobierno.
Mentir, traicionar y robar es una arenga de campaña que sigue en el verbo del Presidente ANDRÉS MANUEL. Aunque la realidad le ha rebasado cuando se dice que ha mentido insistentemente como en el caso del abastecimiento de medicinas; el decreto personal por el que erradicó la corrupción –que no es cierto—y que hay la percepción de que tiene negocios obscuros con el dinero del Estado.
El artículo publicado el pasado lunes por el analista FEDERICO REYES HEROLES titulado “Colapso”, no tiene desperdicio cuando dice que “las dudas se disiparon” y que “la 4T no sabe gobernar”. “Seguridad, salud y educación se vienen abajo; la velocidad es aterradora, pero quizá lo más grave es el colapso ético”. El texto es recomendable leerlo porque relata una historia de mentiras y los actos donde han mentido y dejado bajo sospecha la rendición de cuentas y la transparencia en la adjudicación de la obra pública y las compras directas.
Igual se refiere AGUSTÍN BASAVE a AMLO al opinar que “El Presidente Andrés Manuel está haciendo lo mismo que LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA criticó en su histórico discurso del 6 de marzo de 1994”. Es la línea crítica que ha adoptado la periodista BEATRIZ PAGÉS, donde le pregunta a AMLO: ¿Para qué quiso ser Presidente?, y le da una serie de argumentos de lo negativa que han sido sus decisiones y la imagen que ha creado de los mexicanos al exterior “como unos ineptos”. La crisis de credibilidad y aceptación del Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR va a tener sus consecuencias funestas para la economía, la salud, el empleo, como ya se está visualizando en tiempos del Coronavirus.
El Presidente no ve lo duro, sino lo tupido. Ya se ganó a cientos de enemigos en los medios de comunicación como CIRO GÓMEZ LEYVA que le ha dado seguimiento a los errores en el sector salud; falta de material de curación, implementos médicos, abasto de medicinas, en lo que el Presidente AMLO ha mentido al asegurar que y hay suficientes medicamentos. Esta semana el sentido crítico de los medios como el Diario REFORMA; Telefórmula con PEPE CÁRDENAS y la mayoría de periodistas y conductores de programas noticiosos que ya le abrieron un boquete a la forma de gobernar –si es que gobierna—el “Mesías de Macuspana”.
El autoritarismo y falacias usadas para suspender la obra del aeropuerto de Texcoco (con un avance del 30% e inversión por más de 200 mil millones de dólares); ahora la interrupción de la construcción de la “Cervecera Constellation Brands” en Mexicali –con el pretexto de una consulta patito—que lleva 70% de adelanto en una obra con costo de 90 millones de dólares, como también está en peligro la “Aerogeneradora del Parque Eólico de la Rumorosa” que está funcionando desde el 2010 y que el Presidente dice que “afea el medio ambiente”.
Esas actitudes de don ANDRÉS MANUEL llevan a pensar que es un enemigo del país que (des) gobierna y cada día le da más la razón al empresario CLAUDIO X. GONZÁLEZ cuando dijo: “AMLO es un peligro para México”. Así lo percibo porque su eslogan de campaña: “primero los pobres”, se desbarata en el camino cuando suspende las guarderías, le recorta presupuesto a la Secretaria de Salud, la compra de medicinas para los niños con cáncer y la operación de hospitales, como también dispone no comprarle medicinas a las empresas que le surtían al gobierno, aduciendo corrupción que nunca se investigó y que colapsó el proceso distribución.
Hoy estamos en un estado de emergencia en salud ante la pandemia del Coronavirus o COVID-19 y, mientras tanto, el Presidente se pasea por todos lados, contraviniendo a las recomendaciones de prevención que dictas las propias instituciones del gobierno que preside. Su egolatría raya ya en los límites de la locura que mucho daño le hacen a la economía, la política, la sociedad mexicana y sobre todo al futuro del país.
La lógica del lenguaje populista que implementó el Presidente AMLO con sus fastidiosas conferencias “Mañaneras” donde el discurso se le acabó y es repetitivo, su asesor de cabecera en medios de comunicación, EPIGMENIO IBARRA, terminó por conceder que los tiempos de las promesas de campaña, ya terminaron. ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR es ahora el Presidente de México, sin razón ni conocimiento de la materia de gobernanza, administración pública, política y economía que está llevando al país al “despeñadero”.
Las luces que brillaron en un hombre que se cree y actúa como “Mesías” y abraza la religión del Cristianismo, durante sus tres campañas presidenciales, llevó promesas que ya se le están apagando. En la última “mañanera” de este martes, pidió “que sus contrarios, neoliberales y conservadores le bajen dos rayitas” y “hagan una tregua por un mes” durante esta emergencia del Coronavirus que el ex Presidente FELIPE DE JESÚS CALDERÓN HINOJOSA fue el primero que la aceptó.
Esta historia no termina, porque falta ver las mentiras de los ahorros de 400 mil millones de pesos por combate a la corrupción, 230 mil millones de pesos guardaditos “gracias a la austeridad republicana” y los 5 mil millones de pesos por el combate al robo de combustible en ductos y refinerías de PEMEX. Igual los recursos que se han obtenido de las subastas –ilegales-- de bienes asegurados y los 245 mil 619 millones de dólares de las reservas internacionales que el Banco de México puede utilizar para tratar de ordenar los movimientos bruscos del peso contra el dólar que en últimas fechas ha llegado a los límites de los 25 pesos. Pero todo esto lo dejamos para la próxima emisión de esta columna ÍNDICE…
Se acabó el mecate… Y ES TODO…
Para comentarios, quejas y mentadas: [email protected]
Celular: 961 18 8 99 45.
MIEMBRO DE LA ASOCIACIÓN DE COLUMNISTAS CHIAPANECOS. A. C.