Leonel Durante López / Columna

CARTELERA POLÍTICA / Leonel Durante López

* Desesperación o decisión suicida
* Corrupción en la delegación del IMSS
* Censar la riqueza de los mexicanos para mejor ocasión

La pandemia y las medidas de confinamiento que vinieron de menos a más a partir del 28 de febrero ya casi tres meses de encierro están generando un creciente malestar anímico entre los mexicanos.
La cuestión es nadie cree en el gobierno federal, quien desde que apareció en mal daba paso de ciego sin saber qué hacer, porque no creía de los efectos del virus, que a finales del año pasado se conocía y que las autoridades se quedarán estáticas sin saber qué hacer.
Hoy lamentablemente las cosas sucedieron como lo predijeron las autoridades de la Organización Mundial de la Salud (OMS), entonces fue hasta donde entendieron que la cosa era grave y que se esperaba lo peor en los efectos que produciría en la población el ya famoso coronavirus o Covid-19.
Hoy en mal esta bañando al país, al superar las cifras de Canadá en el número de fallecimientos por coronavirus, quedando en la lista de los 10 países con más decesos por COVID-19.
La Secretaría de Salud contabilizó este jueves seis mil 510 personas que han muerto por el nuevo coronavirus SARS-COV-2 en el país, en las últimas 24 horas detectó dos 973 contagios nuevos, con lo que se acumulan 59,567 casos confirmados, sin embargo tengo mis dudas porque de acuerdo con otros reportes, el número podría triplicarse, pero el gobierno oculta las cifras de acuerdo con datos de medios internacionales, con lo que podría estar dos puntos menos de Canadá.
Otro dato, es que los hospitales están saturados, ya no han camas y las que quedan, las reservan para familiares de los políticos, no hay médicos, no hay personal, no hay equipo médico, es decir estamos en serios problemas y lo peor está por venir.
Ya no es para abril o para mayo, ahora es para julio o para agosto, pero no hay nada firme, algunos dicen que pasaremos de septiembre y el virus estará más que arraigado, como dicen muchos, llegó para quedarse, de ahí el temor de la población al contagió y esta no estará tranquila en tanto se tenga la vacuna.
Será mejor guardar la sana distancia, quedarse en casa, seguir al pie de la letra las instrucciones dictadas por las autoridades de salud, porque repito,
"lo peor aún está por venir" en el brote de coronavirus, levantándose nuevas alarmas sobre la pandemia, ya que muchos países están comenzando a aliviar las medidas restrictivas.
La pandemia y las medidas de confinamiento están generando un creciente malestar anímico entre los mexicanos, el estado de ánimo es malo o muy malo ha aumentado conforme pasan los días, adoptando una actitud rebelde para quedarse en casa.
Por doquier se han visto manifestaciones de inconformidad, sobre todo a la población más vulnerable que al no tener que comer, sale a buscar los recursos para llevar los alimentos al hogar.
Por ejemplo aquí en Chiapas, en la Ciudad fronteriza de Tapachula un pequeño grupo de personas por sus pistolas decidió abrir las calles del centro de la ciudad que permanecían cerradas como una de las medidas de prevención del contagio del Covid-19.
Una actitud suicidad o de desesperación porque el en afán de buscar ingresos se atreven a todo, sin embargo, con su actitud ponen en riesgo a los demás.
Afortunadamente, el Ayuntamiento de Tapachula procedió nuevamente a cerrar las vialidades del centro histórico de la ciudad como una medida para contener la movilidad de personas y con ello también evitar un mayor número de contagios del Covid-19 que se encuentra en su etapa crítica de diseminación.
Si, son acciones suicidas que continuarán en los próximos meses, por lo que autoridades federales, estatales y municipales deben buscar a la voz de ya una solución al problemas, como sería apoyarlos económicamente, porque si lo peor de la pandemia mesta por venir, esta se agravará aún más con la crisis económica que ya está presente

También en la Delegación del IMSS en Chiapas hace aire

Apenas ayer la encuesta Nacional de Calidad e Impacto del Inegi, arrojó que durante 2019, la tasa de prevalencia de corrupción en el país se incrementó de 7.4 por ciento, al pasar de 14 mil 635 víctimas por cada 100 mil habitantes en 2017, a 15 mil 732.
Pues no que llegando al poder el presidente Andrés Manuel López Obrador la corrupción se acabaría como por arte de magia, la sola aparición de la frustrada 4T, los corruptos iban a desaparecer.
Pero no, con el virus del Covid-19 que llegó para quedarse, asín sucede con la corrupción, ya que ni el presidente la combate, todos lo contrario la fomenta entre sus funcionarios, sino pregúntenle a Manuel Bartlett de la CFE y a su hijo León, solo como referencia.
Empero el caso no es hablar de ese par de bandidos de cuello blanco, sino de la corrupción en el IMSS nacional, la ola llega a Chiapas, precisamente en la delegación en donde salen a relucir sus aptitudes para negociar bajo en agua.
Se dice que con la llegada de la nueva administración y el grupo que encabeza la contadora María Juliana Elvira Peña y sus tres secuaces no le temen a nada pues se dicen influyentes por lo que se han dado a la tarea adjudicar de manera directa 7 millones de pesos a una empresa que tuvo la propuesta más cara y qué no cumplía técnicamente, que aprovechan de la contingencia para lucrar, como lo venían haciendo en la Secretaria de Comunicación y Transporte de Chiapas.
El caso debe pasar a manos de la Secretaria de la Función Pública para investigar los negocios que bajo la mesa realizan fuera de la ley, y que se dicen protegidos por el director del IMSS, Leovardo Ureña Bigarin y su papa, mismos que fueron impuestos por el mismo.
También es señalada la jefa de finanzas quien se encarga de pagar de manera anticipada todos los servicios otorgados por los seudoproveedores y son asesorados por la jefa de jurídico.
El titular de la delegación Leovardo Ureña Bigarin esta con la manos amarradas, sin poder hacer nada con este grupo de corruptos han logrado llevar en los últimos lugares a esa delegación ya que él es el que sobra en ese estado.
Lo peor es que María Juliana Elvira Peña vive en Tuxtla Gutiérrez y todo lo maneja a control remoto desde la capital del estado, cuando su lugar de residencia debe ser Tapachula.

Habrá nuevo intento de despojar a los ricos de su dinero

Luego que el presidente interino de Morena, Alfonso Ramírez Cuéllar, propuso que el Inegi ingrese cada dos años a los domicilios a censar la riqueza de los mexicanos, este además de recular, un día después negó que haya hecho la propuesta y se defendió diciendo que es falso, una mentira y una calumnia.
Lo cierto es que Ramírez Cuéllar, propuso despojar a los ricos de su riqueza, para distribuir esa riqueza –según él-, entre los pobres.
Con el señuelo de “¡primero los pobres!”, López Obrador pretende apropiarse del dinero de los ricos, no para los pobres sino para fines electorales y para sus programas sociales, pues no hay dinero, ya se lo acabó en su experimentos ridículos y lo vemos en la recesión por la cual atraviesa el país.
Por el momento desistieron de la propuesta, sin embargo, López Obrador el de la idea, no piensa cesar en su esfuerzo de hacerse del dinero de los ricos pues necesita dinero.
Ya será en otra ocasión que volverán a revivir la iniciativa, pero si es así que revisen la riqueza de sus funcionarios de la 4T.
Aquí en Chiapas existen políticos que se hicieron millonarios robando al pueblo, para empezar deberán revisar a los gobernadores ladrones como Pablo Salazar, Juan Sabines, Manuel Velasco Coello, los senadores Eduardo Ramírez Aguilar –quien no robó poquito sino mucho; Sasil de León, diputados federales que solo han llegado al poder para servirse con la cuchara grande del erario público.

Del Montón

El caso de personas que enfrentan procesos judiciales”, es un asunto que afecta tanto a los medios de comunicación como a los medios digitales. Se entiende por la necesidad de preservar la identidad, la integridad y la dignidad de niños y adolescentes y mayores que por se ha convertido en un asunto político, por lo que para proteger a los implicados las fotos deben aparecer con el rostro borroso, de manera de proteger a esas personas. Pero de pronto vemos que también a funcionarios judiciales aparecen sus fotos con el rostro borroso cual si fueran delincuentes. Para en el Poder Judicial del Estado, lo que ha provocado alguna indignación o molestia de parte de ellos, pues les hieren el amor propio. A los que se les cubre los ojos o difumina el rostro es a los niños cuando se les usa o utiliza como objeto, así como a los delincuentes porque aún están en un proceso legal y por obvias razones no puedes exponerlos, pero los fiscales, magistrados jueces, consejeras no se tiene porque cubrirles el rostro. Tienen mucha razón en irritarse. Quien sería el de la ideota. * * * La presión de la comunidad artística de México surtió efecto y en una sesión celebrada la tarde del jueves, lograron que Mario Delgado, coordinador de los legisladores de Morena, se comprometiera a respetar el Fondo de Inversión y Estímulos al Cine (Fidecine). Ahora, la 4T está desesperada en conseguir recursos, por lo cual ha optado por comprometer y poner en riesgo el futuro del país. Todo esto es una muestra más de como Andrés Manuel no sabe gobernar y que su ignorancia y estupidez siguen causándole mucho daño a México. * * * Eso es todo por hoy, hasta el lunes próximo, primero Dios con más de lo mismo.
[email protected]