Luis Rey García Villagrán hace señalamientos

DESPACHO INFORMATIVO

TAPACHULA, CHIS A 30 DE JULIO (a3).- Por tortura, secuestro, corrupción, abusos de poder, torcer las leyes a su antojo y por el homicidio del indígena Adolfo Gómez Gómez y lo que resulte, el Fiscal General del Estado, Jorge Luis Llaven Abarca, debe renunciar en formar inmediata para enfrentar sin fuero y sin cargo a la justicia.

Al respecto el abogado y defensor de los derechos humanos de los migrantes, Luis Rey García Villagrán dijo que el gánster de Jorge Luis Llaven Abarca tiene denuncias por tortura, secuestro y crímenes de lesa humanidad, desde que era ministerio público, delitos que han sido archivados por él mismo y sus secuaces para no enfrentar a la justicia.

Expresó que en el caso de la red de tráfico de menores en San Cristóbal de las Casas, donde se detuvo con lujo de violencia y de manera injusta al indígena Adolfo Gómez Gómez, que posteriormente apareció muerto en el interior del penal de ese municipio, es de lo más aberrante, torpe y estúpido que se pudiera dar al interior de una institución de justicia, ya que desde el principio todo es una vil farsa y cloaca.

Explicó que el caso de Adolfo Gómez, fue incluso, dado a conocer a nivel nacional en la mañanera de Andrés Manuel López Obrador, donde el gánster Jorge Luis Llaven Abarca buscó los reflectores, sin tomar en cuenta que en menos de 24 horas caería todo el circo, maroma y teatro que pusieron en marcha alrededor de ese caso, que demuestra que las cárceles de Chiapas, están llenas de inocentes, de chivos expiatorios que son utilizados para resolver los grandes casos.

Precisó que el caso Dylan y Adolfo Gómez pone al descubierto todas las cochinadas, corrupción y demás sucias acciones que se ponen en marcha en el sistema de justicia de Chiapas, para detener a líderes sociales, campesinos, magisteriales, políticos, periodistas y a cientos de chivos expiatorios que son utilizados para resolver los grandes casos en menos de 24 horas y que han puesto a la FGE desde los tiempos de Raciel López Salazar hasta hoy, con el gánster Jorge Luis Llaven Abarca, como de las mejores a nivel mundial, incluso del FBI, Interpol y otras.

Aseveró que hoy que todo mundo sabe que Adolfo Gómez, era el abuelo de los 23 niños, suegro y padre de los adultos que fueron detenidos y consignados por trata de infantes, Jorge Luis Llaven Abarca, debe presentar su renuncia en forma inmediata y ser investigado rápidamente por crímenes de lesa humanidad, tortura, secuestro y todo lo que resulte. (Por Lamberto Salud/a3)