Francisco Gómez Maza / Columna

Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

***  La vacuna que podrá salvarnos

*Ya la está programando la Gran Bretaña

*Es la desarrollada por Pfizer y BioNTech

Pareciera que se aclarara el panorama, el horizonte; que las sombras dieran paso a la luz; que se abriera una ventana hacia la esperanza de que los demonios del Covid-19, por fin, pudieran ser domeñados, destruidos, y la humanidad dejara de cremar a sus muertos sin siquiera darles, vivos aún, una caricia de amor y despedida.

En momentos de confusión, a diez meses de que México se viera invadido por el dolor y la muerte provocadas por el coronavirus, cuando unos dicen que la enfermedad está tomando nuevos bríos, que nuevamente los hospitales están abarrotándose de contagiados, y otros presienten que van tranquilizándose los ánimos y el miedo, Londres, la capital de Gran Bretaña, da una gran noticia para la humanidad:

Las autoridades británicas autorizaron, este miércoles 1 de diciembre, el uso de “emergencia” de una vacuna contra el COVID-19, dando luz verde a la primera del mundo contra el coronavirus, que está respaldada por ciencia rigurosa y dando un paso importante hacia la erradicación de la pandemia, como lo reportó el corresponsal de la AP estadounidense.

El visto bueno a la vacuna desarrollada por la farmacéutica estadounidense Pfizer y la alemana BioNTech coincide con un repunte de los contagios en Estados Unidos y Europa, que eleva la presión sobre hospitales y morgues en algunos lugares y obliga a imponer nuevas restricciones que han devastado de las economías.

La Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios, encargada de conceder las licencias a los fármacos en Gran Bretaña (la Cofepris, británica), recomendó el uso de la vacuna desarrollada por Pfizer y BioNTech (EU-Alemania).

De acuerdo con los ensayos clínicos, la vacuna tiene una efectividad general del 95%, y ofrece protección significativa a los ancianos, aunque la vacuna sigue siendo experimental a falta de que concluyan las últimas pruebas.

La situación podría comenzar a mejorar en la próxima primavera, según las expectativas del doctor Matt Hancock, secretario de salud de Gran Bretaña. “Ahora tenemos una vacuna. Somos el primer país del mundo que tiene una autorizada formal y clínicamente, pero hasta entonces tenemos que aguantar, tenemos que mantener nuestra determinación”, afirmó.

De acuerdo con los despachos de prensa internacional, Gran Bretaña espera recibir el primer cargamento de 800 mil dosis, “en unos días”. La campaña de vacunación comenzará en cuanto el Servicio Nacional de Salud tenga el fármaco. Pero las dosis de la vacuna son insuficientes para toda la población, y los primeros envíos se racionarán hasta que se fabriquen más en los primeros meses de 2021.

Un comité del gobierno presentará los detalles del plan de vacunación, pero Hancock adelantó que los residentes en centros de mayores, las personas de más de 80 años y los trabajadores de la salud estarán entre los primeros en inmunizarse.

Pfizer dijo que comenzará a enviar de inmediato suministros limitados de la vacuna a Gran Bretaña, y que se ha estado preparando para una distribución a mayor escala por si la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos toma la misma decisión que las autoridades británicas, algo que se espera que ocurra a principios de la próxima semana.

En México, las autoridades aún no hacen precisiones que le den esperanzas fundadas a la ciudadanía de que muy pronto podrían estar siendo vacunadas. Las autoridades sólo han dicho que van por la vacuna de Pfizer, o la primera que garantice mayor inmunidad. Lo cierto es que, obviamente, México no es prioridad de los laboratorios trasnacionales, que más que por la inmunización de los seres humanos, van por el negociazo que les llenará sus cuentas bancarias y sus participaciones en los laboratorios.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, no podrá retardar la vacunación de los mexicanos que ya hay padecido los estragos de la pandemia con mucho estoicismo. Hasta este miércoles pasado han sido víctimas de la brutal neumonía del coronavirus: Se registraban 106 mil 765 fallecimientos y 1.122,362 contagios.